En Cristo

Iglesia Restauracion

 

La Bendición y la Maldición es una cuestión de Elección.

Hay personas que creen que no importa lo que hagan, no podrán cambiar su destino. Sin embargo, Consciente o Inconscientemente elegimos caminar en Bendición o en Maldición.

Y la buena o mala noticia dependiendo de tu elección, es que lo que escojas hoy, afectará a tus hijos e hijas y a toda tu generación.

Después que partas de esta tierra ¿Qué herencia le quieres dejar a tus hijos? ¿Te lo has preguntado?

Lamentablemente por una mala decisión, la herencia más común que dejan los padres es Enfermedades, ataduras a vicios, ciclos de separaciones sentimentales, ciclos de fracasos financieros, mentalidad de miseria y derrota.

La palabra bendición significa "Transferir el poder o favor de DIOS" . Bendecir también tiene que ver con BIEN DECIR, o hablar bien de alguien

Al juntar el significado de las definiciones, podemos apreciar la profundidad de su significado, o la acción de bendecir; ésta comprende el "hablar" y el “transferir” el favor de Dios.

LA BENDICIÓN ES EL FAVOR DE DIOS.

Por el contrario, La palabra Maldición significa desear un mal de cualquier tipo o hablar mal de alguien. Se traduce como la palabra Mal - Decir. En la biblia se utiliza la palabra ANATEMA para expresar la idea de maldición. Era una sentencia mediante la cual se expulsaba a una persona de la sociedad

Deuteronomio 28.1 y 28.15 nos dice cual es la causa de la maldición o la bendición:

 

Deuteronomio 28:1 Acontecerá que si oyeres atentamente la voz de Jehová tu Dios, para guardar y poner por obra todos sus mandamientos que yo te prescribo hoy, también Jehová tu Dios te exaltará sobre todas las naciones de la tierra.

 

Deuteronomio 28:15 Pero acontecerá, si no oyeres la voz de Jehová tu Dios, para procurar cumplir todos sus mandamientos y sus estatutos que yo te intimo hoy, que vendrán sobre ti todas estas maldiciones, y te alcanzarán.

Resumiendo:

1. SI OYERES, es decir, si Atiendes y pones por obra los mandamientos de Dios, serás BENDECIDO.

2. SI NO OYERES, es decir, si ignoras y vives haciendo lo contrario de la Voluntad de Dios, dependiendo de tus propios esfuerzos y habilidades, VENDRÁ LA MALDICIÓN.

La Bendición y la Maldición no solo te afecta a ti particularmente, sino que afecta TODO lo que este a tu alrededor.

Para poder recibir la Bendición de Dios primero debes RENUNCIAR a la Maldición. Y eso implica no solamente rechazar toda herencia maligna sino dejar de proferirla y empezar a decretar la bendición de dios, es decir, hablar conforme a la voluntad de Dios para nuestras vidas.

¿Y CUAL ES LA VOLUNTAD DE DIOS?

La voluntad de Dios la encontramos en la biblia, esta resumida en los 10 mandamientos, y Jesus lo resumió aun mas en dos grandes consejos:

Primero: Amar a Dios por sobre todas las cosas y Segundo: amar a tu prójimo como a ti mismo

Tenemos que saber que Dios nos da las dos opciones, El no nos obliga ni nos empuja a tomar la decisión correcta, eso depende de ti.

Para terminar, leo un versículo que nos habla de esta desición:

 

Deuteronomio 30:19

“A los cielos y a la tierra llamo por testigos hoy contra vosotros, que os he puesto delante la vida, y la muerte, la bendición y la maldición; escoge, pues la vida, para que vivas tú y tu descendencia”

Amen

1. Premios 2010

2. Niños Thanksgiving 2012

3. Niños Thanksgiving 2013

Blog de Meditaciones y Enseñanzas

Memorias IREC